La importancia de la lectura en la danza

Publicado hace 21 mins por Body Ballet

No solo de clases y ensayos vive un bailarín. Un libro es un gran maestro, y un ejemplo claro de que al poner una palabra tras otra, puedes construir una obra maravillosa. La lectura es un hábito y como todos los hábitos se educa.

Porque no solo de clases vive un bailarín. Leer y cultivarse es fundamental para su completa formación.

La lectura, una de las mejores habilidades que podemos adquirir. Ella nos acompañará a lo largo de nuestras vidas y permitirá que adquiramos conocimiento, y que entendamos el mundo y todo lo que nos rodea. La lectura forma parte de educar en valores. Leer puede ayudar a fomentar la imaginación, la creatividad, la fantasía e incrementa la capacidad crítica, así como la mejora de procesos cognitivos como concentración y atención, mejora la comprensión de relaciones entre las cosas y la formación de conceptos.

La lectura también está relacionada con la confianza, autoestima y seguridad. Las personas con un bagaje cultural son capaces de participar en conversaciones de todo tipo, se sienten con argumentos y formación suficientes para opinar. La cultura que aporta la lectura hace que te sientas más seguro a la hora de expresar opiniones en grupo, ya que el lector puede fundamentar y contrastar información sobre un determinado tema o problemática.

Así que no solo aporta seguridad, sino que mejora tus relaciones personales y sociales. Y esto es una fuente de bienestar y felicidad. Sobre todo para los bailarines en donde su cerebro constantemente está trabajando para recordar y procesar grandes cantidades de información durante la práctica e incluso después de que ésta concluya.

La danza y la capacidad intelectual

El bailarín por naturaleza suele ser creativo. Esta cualidad le permite resolver problemas de distintas maneras y pensar de un amanera deiferente, beneficiándolo en gran medida en su vida académica y posteriormente laboral, y familiar. De igual forma, la lectura fomenta la imaginación y la curiosidad intelectual. La lectura en la formación de un bailarín en los años de desarrollo brinda una actitud positiva con respecto al aprendizaje y alimenta su cultura.

Un estudiante de ballet tiende la oportunidad de formarse y educarse de una manera completa. La lectura es un pilar fundamental dentro de ésta educación y el fortalecimiento del carácter,  junto a la disciplina y la autoestima porque todo tienen un efecto muy positivo en el desarrollo artístico.

La lectura es una de las piedras angulares para la adquisición de conocimiento y en la danza no debe pasar a segundo plano.

Studio Ballet Barcelona®
Carolina de Pedro
www.ballet.barcelona
Danza Ballet® Vagánova / Body Ballet® & Detox Ballet®
– Desde 2003 –

Bailarina, Sarah Hay © Dane Shitagi